domingo, 28 de septiembre de 2008

sábado, 27 de septiembre de 2008

viernes, 26 de septiembre de 2008

Adherida.


A veces pienso que no demuestro con hechos todo lo que te amo... y sin embargo lo hago TANTO, que me siento incompleta y triste si no te veo por un día entero... te extraño, necesito un abrazo tuyo.

jueves, 25 de septiembre de 2008

miércoles, 24 de septiembre de 2008

martes, 23 de septiembre de 2008

lunes, 22 de septiembre de 2008

Take me to your heart


Hiding from the rain and snow
Trying to forget but I won't let go
Looking at a crowded street,
Listening to my own heart beat.

So many people all around the world
Tell me where do I find someone like YOU, boy
Take me to your heart take me to your soul
Give me your hand before I'm old
Show me what love is - haven't got a clue
Show me that wonders can be true

They say nothing lasts forever
We're only here today
Love is now or never
Bring me far away

Take me to your heart take me to your soul
Give me your hand and hold me
Show me what love is - be my guiding star
It's easy... take me to your heart

Standing on a mountain high
Looking at the moon through a clear blue sky
I should go and see some friends
But they don't really comprehend

Don't need too much talking without saying anything
All I need is someone who makes me wanna sing.

¡TEAMOTEAMOTEAMOTEAMOTEAMOTEAMO!

Era una noche abierta y clara, yo permanecía sentada en un rincón del parque... Todo estaba en silencio, podía escuchar mi propia respiración mientras pensaba en mil cosas, pero algo perturbó mi silencio. Te vi aparecer desde lo lejos; caminabas cabizbajo y lentamente; Cuando estabas más cerca, pude ver unas lagrimas que mojaban las comisuras de tu boca y rodaban también por tu pera. Te sentaste en un banco, cerca de donde yo estaba, pero no te diste cuenta de mi presencia. Te qedaste ahí sentado, sumergido en tu propio mar de dudas, de agonías, de tristeza... Quise acercarme y hablarte, escucharte, preguntarte... Pero no me atreví. Desde ese día nos hemos encontrado varias veces, unas por casualidad y otras no. A veces te sigo, sin mala intención, sólo me gusta observarte. Te miro desde la sombra... Y sin embargo sigo siendo invisible para vos. Inconsciente, te busco. Sigo tus pisadas cuando intentás saliir de este mundo, aunqe vos no te des cuenta, aunque no te fijés en mi. Siempre vas a tener mi mirada, paciente. Lloro por las noches por no poder conocerte. Pero en realidad conozco tan bien tu mirada, esos ojos tristes. Inconfundibles.Y tus labios, prohibidos y sellados. Mudos ante la gente qe no tiene luz para entender tu palabra. Entiendo tu silencio como si fuesen gritos desgarrados directos a mi cabeza. Comprendo tu tristeza como si fuese mía propia. Escucho tus palabras, atentamente... Siento tu angustia tan dentro de mí. Tus latidos son mis latidos... Buscáme si algún día sentís mi ausencia. Voy a estar en cualquier sitio en el qe vos hayas estado antes; Voy a estar quieta, mirándome en el reflejo que producen tus lágrimas.

domingo, 21 de septiembre de 2008


Dejando atrás al frío inverno, ¡La Primavera llegó con todo su COLOR!

sábado, 20 de septiembre de 2008

Yo siempre había soñado con tener mi primer beso bajo la lluvia (Sí, CURSI) y con el chico que me gustaba desde el jardín: Ale. Me acuerdo que el nene la flasheaba todo el día y siempre creía que podía volar (Se tiraba del estante desafiando a mis demás compañeritos. La maestra lo cagaba retando) y lo más lindo: gustaba de mí.
Obviamente él no sabía que yo estaba enamoradísima de él hasta que por medio de una amiga me pidió "para ser la novia". Yo muerta de vergüenza le contesté que sí, estaba colorada y bajaba la cabeza para no verlo.
–Ahora sos mi novia –me decía en el recreo mientras yo estaba en el subibaja– así que puedo darte un beso ¿No?
Yo era tan inocente que sólo quería que me diera besos en el cachete. Pensaba que los besos en los labios podían dejarme embarazada.
Nunca más supe de él desde el momento que egresé del jardín, en el 96'.
Sin embargo cuando en el 2006 comencé la secundaria, él ingresó conmigo en el mismo colegio.
Yo al principio no le hablaba porque ni siquiera lo había reconocido, ninguno de los dos sabía quién era el otro. Cuando nos empezamos a hablar bastante seguido nos dimos cuenta, ¡y hasta descubrí que vivía muy cerca de mi casa! (El mundo es un pañuelo, la pucha).
Un día me invitó a tomar café con leche a un bar (él sabía que siempre me gustó todo lo que tenga cafeína) y aunque el día estaba horrible, después salimos a la plaza y comenzamos a recordar un montón de anécdotas de nuestra infancia, sentados en el pasto.
El sol se ponía y yo sentí frío (Odiaba abrigarme) y él, como era de esperar, sacó su campera “de repuesto” que había estado metida dentro de su mochila.
Alejandro me abrazaba (Yo seguía teniendo frío, la puta madre) y nos reíamos de las pelotudeces que hacíamos "de novios" cuando éramos chiquitos.
–¿Seguís volando? –Me acuerdo que le pregunté yo, con la cara por debajo de su cuello– –Sí, ahora voy a salvarte de la maestra gritona –Sentí una cosquillita sobre mi cara cuando percibí que él también se reía al decir eso–
Los dos escuchamos el trueno que venía de arriba, y abrazándome más fuerte todavía, me preguntó:
–¿Vos decís que si te doy un beso en el cachete te vas a quedar embarazada?
Yo levanté mi cabeza para mirarlo y correjirlo con un "¡No era en el cachete, boludo! era en los lab...!", exacto, en los labios. Estaba muerta de risa y de vergüenza. Él acarició mi mejilla. Estaba tan cerca que hasta podía contar sus largas pestañas.
Fue suave el beso que me robó cuando empezó a llover. Y no, no quedé embarazada.

lunes, 1 de septiembre de 2008

Me da vergüenza llorar en frente de los demás, y si lo hago, siempre trato de mantener mis ojos cerrados... nunca me gustaron mis ojos anegados; No me gusta demostrar que estoy triste, si lo hago es porque necesito de alguna manera desquitarme con algo, pero nunca con alguien; Cuando estoy enojada conmigo misma, lo mejor que puedo hacer es encerrarme en alguna parte, y llorar tranquila... siempre me hizo bien desquitarme sólo con lágrimas, a pesar de que muchas veces la recuperación sea tan lenta, precisamente, por llorar sola. Hoy es uno de ésos días en los que sólo puedo sentirme conforme si lloro "dentro de mí misma"... me siento demasiado incómoda conmigo y mis errores repetitivos, que parecen que no voy a corregir más...
con VOS, mi sol *-*